La colitis ulcerosa es una enfermedad que se presenta con inflamación y llagas en el recubrimiento superficial del colon y el recto. Aquí te contamos las principales características de la enfermedad:

  • Afecta siempre al recto y al colon, La inflamación afecta solamente el recubrimiento del intestino (a la mucosa).
  • Normalmente comienza antes de los 30 años, pero puede ocurrir a cualquier edad, incluso entre los 50 o 60 años.

Síntomas de la colitis ulcerosa

  • Las heces pueden contener sangre o moco.
  • Diarrea frecuente.
  • Dolor abdominal.
  • Fiebre (en episodios agudos)
  • Dificultades con la evacuación: es necesario ir al baño con mayor frecuencia; o tenesmo (sensación de tener que ir al baño mientras que el recto está vacío) así como la retención de heces.

A diferencia de otras EII, en la colitis ulcerosa, no se presentan síntomas neurológicos o psiquiátricos.

En la enfermedad de colitis ulcerosa, algo puede provocar que el sistema inmunológico se «active», provocando la inflamación intestinal. Cuando esta inflamación no se «desactiva»; de forma correcta, provoca daños en el tracto gastrointestinal y en consecuencia se dan los síntomas de la enfermedad.

Es importante tener en cuenta que el tratamiento de la enfermedad inflamatoria intestinal es complejo y muy variable de un paciente a otro por lo que requiere un enfoque muy individualizado.

Algunas de las complicaciones que son comunes son:

  • Cáncer de colon.
  • Artritis, inflamación de la piel, los ojos y las articulaciones
  • Coágulos sanguíneos.
  • Otros efectos secundarios de los medicamentos.

Dentro de las complicaciones específicas de la COLITIS ULCERATIVA, puede presentarse megacolon tóxico, perforaciones intestinales y deshidratación.

¡No olvides que, ante cualquier cambio de hábito de tu sistema digestivo, es muy importante que acudas a tu médico!